2003, los caracoles zapatistas
Alejandra Rivera

Pluma 3- Verano 2006

El 8 de agosto de 2003 los Municipios Autó-nomos Rebeldes Zapatistas (MAREZ) sustituyen a los Aguascalientes y dieron paso al nacimiento de los "Caracoles Zapatistas". Hombres y mujeres indígenas descendientes de la milenaria cultura maya, hacen un gobierno mezcla de lo tradicional y lo contemporáneo, de lo que han aprendido durante más de 10 años del levantamiento armado. Esos territorios son parte de la larga lucha que emprendieron junto con el EZLN. Junto con los Caracoles, también instituyeron las Juntas de Buen Gobierno, que ya tienen casi tres años de existencia y que continúan haciendo historia.

Los caracoles son cinco y cuentan con sus respectivos nombres: El caracol de la Realidad, de zapatistas tojolabales, tzeltales y mames, se llama "MADRE DE LOS CARACOLES DEL MAR DE NUESTROS SUEÑOS", o sea "S-NAN XOCH BAJ PAMAN JA TEZ WAYCHIMEL KU"UNTIC".

El caracol de Morelia, de zapatistas tzeltales, tzotziles y tojolabales, se llama "TORBELLINO DE NUESTRAS PALABRAS", o sea "MUC"UL PUY ZUTU"IK JU"UN JC"OPTIC".

El Caracol de la Garrucha, de zapatistas tzeltales, se llama "RESISTENCIA HACIA UN NUEVO AMANECER", o sea "TE PUY TAS MALIYEL YAS PAS YACH"IL SACÁL QUINAL".

El Caracol de Roberto Barrios, de zapatistas choles, zoques y tzeltales, se llama "EL CARACOL QUE HABLA PARA TODOS", o sea "TE PUY YAX SCO"PJ YU"UN PISILTIC" (en tzeltal), y "PUY MUITIT"AN CHA "AN TI LAK PEJTEL" (en chol).

El Caracol de Oventik, de tzotziles y tzeltales, se llama "RESISTENCIA Y REBELDÍA POR LA HUMANIDAD", o sea "TA TZIKEL VOCOLIL XCHIUC JTOYBAILTIC SVENTA SLEKILAL SJUNUL BALUMIL".

Las funciones del EZLN

En un comunicado del Subcomante Marcos, fechado el 9 de agosto de 2003, les regresa "el oído, la voz y la mirada", a las Juntas de Buen Gobierno (JBG). "En mi carácter de mando militar de las tropas zapatistas -dijo-, les comunico que a partir de ahora los Consejos Autónomos no podrán recurrir a las fuerzas milicianas para las labores de gobierno. Deberán por tanto, esforzarse en hacer como deben hacer todos los buenos gobiernos, es decir, recurrir a la razón y no a la fuerza para gobernar." Circunscribió la función del ejército zapatista a lo siguiente: "Sigue siendo nuestro trabajo y nuestro deber proteger a las comunidades de las agresiones del mal gobierno, de los paramilitares y de todos aquellos que quieran hacerles mal. Para eso nacimos, para eso vivimos y para eso estamos dispuestos a morir." También se encargará de vigilar, a su vez, a las JBG para que éstas no se aparten de los principios zapatistas. Por lo que contarán con una casa en los Caracoles para este efecto. Además los mandos militares o los miembros del Comité Clandestino Revolucionario Indígena, no pueden ocupar cargos de autoridad en las Juntas de Buen Gobierno o en los MAREZ.

Las Juntas del Buen Gobierno

Estos organismos fueron creados para cumplir funciones de coordinación y vigilancia en los Caracoles. Estos se coordinan con un determinado grupo de Municipios Autónomos Rebeldes Zapatistas (MAREZ), los cuales no sustituyen las funciones de los segundos, ya que sus funciones son de impartición de justicia, salud, educación, vivienda, trabajo, información y cultura. Así como la alimentación, el comercio y el tránsito local.

Guillermo Peimbert, en su documento De caracoles, sucesiones y autonomía comenta cómo es constituido este organismo "… Se integrará, en cada una de ellas, por la suma de uno o dos delegados de cada uno de los MAREZ, que se encuentren bajo la jurisdicción de la JBG. Cada Región Autónoma Rebelde Zapatista, tiene tres niveles de gobierno civil; el regional, con una JBG; el municipal, integrado por un Consejo Autónomo de un MAREZ, y el comunitario, con representantes de las "Comunidades en Resistencia". La idea parece ser: el poder diseminado en varios centros".
Los Caracoles tienen dos casas, una para el mando civil y otra para el militar. La primera es para la JBG y otra para el Comité Clandestino Revolucionario Indígena.

Revocabilidad de los cargos

Los representantes son nombrados por Asamblea General, pero si no cumplen con lo que les corresponde, estos pueden ser también revocados por la misma Asamblea General.

"En cada Junta funciona una Comisión de Vigilancia, igualmente rotativa y nombrada también en Asamblea. Funciona como "Oficialía de Partes" y tienen a su cargo obtener los datos de quienes desean presentar asuntos a la Junta, clasificar los tipos de problemas y pasar todo ello a la instancia adjunta de gobierno. La Comisión de Vigilancia también esta presente en las reuniones para que la "Junta no se vaya por mal camino." Sin embargo, la vigilancia mayor sobre estos gobiernos regionales la ejercen las comunidades, fuente de poder y representación… " (Balance de las Juntas de Buen Gobierno).

El Impuesto hermano

"En cada Caracol, su Junta, después de una evaluación, decidirá a dónde va el donativo y en dónde se realizará el proyecto. A todos los proyectos se les quitará un 10%, "impuesto hermano" destinado a las comunidades que no reciban apoyos. …" (Jorge Alonso, De caracoles y Junta de Buen Gobierno: nueva etapa del zapatismo.)

La impartición de Justicia

El Grupo Paz con Democracia, describe los diferentes niveles judiciales. "En una primera instancia están las autoridades municipales autónomas, los jueces municipales y los Consejos de Ancianos. Si el conflicto no es resuelto, pasa a la segunda instancia de las Juntas de Buen Gobierno." "No utiliza cárcel más que en casos y momentos extremos, pues se considera que el encierro tiene efectos negativos físicos y mentales. Se prefiere casi siempre la "reparación del daño", mediante el trabajo comunal, el convencimiento y la reflexión de quienes mantienen conductas o realizan acciones no aprobadas por la comunidad (alcoholismo, prostitución, violencia intrafamiliar. "Para los casos graves, homicidio, violación, narcotráfico, se remite a los infractores a las autoridades oficiales, con el acompañamiento de las organizaciones de derechos humanos. Así, el peor castigo es separar el presunto culpable de su comunidad y dejarlo en manos de la justicia estatal o federal, en las que no hay conciliación, ni reparación del daño y el encierro es la pena establecida". En el documento "La Tercer Estela", el Subcomandante Marcos menciona que: "los Consejos Autónomos también administran la justicia. En algunos lados (por ejemplo en San Andrés Sakamchén de los pobres) hasta los priístas acuden a la autoridad autónoma porque, dicen, "ellos si atienden y resuelven la problema".

Leyes y reglamentos

Los MAREZ cuentan con reglamentaciones. El Subcomandante Marcos en el documento Leer un video, Quinta parte: Cinco decisiones de buen gobierno", menciona algunas de ellas:

1.- Sobre la Conservación de Bosques

Promueve el cuidado de los árboles y la naturaleza. No pueden ser usados para necesidades domésticas, o para su venta. No pueden cortarlos sin previa autorización y permiso de la comisión de tierra y territorio. Para aquellos que infrinjan alguno de los conceptos allí plasmados, la pena consiste desde sembrar de dos hasta 20 arbolitos y además tendrán que cuidarlos. También existe el acuerdo de reforestar árboles en cada municipio.

2.- Sobre la siembra, el tráfico, la comercialización y el consumo de drogas

En territorio zapatista queda totalmente prohibido "cultivar, traficar y consumir drogas, los que lo hagan serán expulsados por las leyes zapatistas." Las bases de apoyo zapatistas que siembren enervantes serán rechazados en la organización y en la comunidad donde se encuentra esa persona. Igual los que consumen: "Como es de esperarse las parcelas encontradas con este tipo de hierbas será destruido". "El que haya hecho el sembradío, se encargará de los gastos de la destrucción, como los gastos de gasolina para quemarlo, y se expulsa de la organización. El que consume se le castiga con diez días de trabajo y seis meses fuera de la organización. Por acuerdo de la Junta de Buen Gobierno, cada municipio en su territorio, se hace una exploración cada año para tener seguridad que no existan personas que hagan este trabajo ilícito."

3.- Sobre el tránsito de vehículos en las zonas de las Juntas de Buen Gobierno

En estos territorios se registran los vehículos que transitan. Para obtener este registro se necesita tener placas y tarjeta de circulación. Esto se hace para evitar el tráfico de personas, narcotráfico, armas y madera. Cuando se encuentran personas en esa situación, son investigadas; las que son zapatistas, se castigan de acuerdo a sus leyes; las que no lo son, son reportadas a las autoridades oficiales.

4.- Sobre el tráfico de indocumentados

Chiapas es un estado que colinda con Guatemala, es común el tráfico de personas, por eso las comunidades zapatistas han reglamentado esta cuestión. El tráfico de personas es considerado como delito grave, como un crimen contra la humanidad. Por eso reglamentan que: "… los miembros del EZLN que participen, apoyen o protejan a quienes se dedican al tráfico de personas serán castigados y, en caso grave, expulsados de nuestra organización." Los polleros descubiertos son encarcelados. Se les obliga a devolver el dinero a los indocumentados. Si reinciden son remitidos a las autoridades oficiales. A los indocumentados se les da de comer, atención médica, hospedaje, son aconsejados a para que no se dejen engañar y puedan regresar a su tierra.

El subcomante Marcos en el texto recién citado dice:

"De la Junta de Buen Gobierno de Morelia informan lo siguiente:
'En cuestión de los indocumentados, por ejemplo: en el municipio Ernesto Che detuvieron a un pollero, lo encarcelaron dos días y le advirtieron que a la próxima iba a ser más grande el castigo y a los indocumentados se le dio posada, comida, se les advirtió de los riesgos del camino y se les dejó ir...' "

"Los polleros que sean sorprendidos engañando a estas gentes indocumentadas, serán detenidos para que les devuelvan su dinero. En el territorio zapatista queda totalmente prohibida la venta de comida, agua y hospedaje a los indocumentados; ellos son pobres como nosotros y estamos obligados a darles agua, alimento y hospedaje y no vendérselos. En caso de que un pollero sea detenido por segunda vez, se entregará a las autoridades del mal gobierno."

Cuenta la experiencia habida en La Realidad:

"Con los indocumentados centroamericanos y latinoamericanos, la JBG habla directamente presentándose quiénes son. Explican cómo la JBG es fruto de la lucha del EZLN. Explican los siete principios del mandar obedeciendo y la autonomía. Explican que son autoridades autónomas y que luchan en contra del neoliberalismo, el Plan Puebla-Panamá, etcétera. Les aconsejan que no abandonen su tierra, que es más seguro trabajar su pedazo de tierra, que es mejor luchar por democracia, libertad y justicia en sus países, que no está seguro su sueño americano porque muchos se han muerto en el paso, que con nosotros no hay ningún problema y pueden transitar libremente porque somos iguales que ellos, que no se permitirá que les roben dinero por su viaje porque es así como se han enriquecido los empresarios indocumentados. Les damos comida, refrescos, galletas. Es ahí donde los indocumentados agarran confianza, empiezan a contar sus vidas, cuentan que algunos han escuchado Radio Insurgente en sus países. Quedan agradecidos. A los polleros que se logre identificar, todo el dinero que llevan se les reparte en partes iguales a todos los indocumentados centroamericanos, advirtiéndole al pollero que en la próxima que se sorprenda haciendo la misma actividad será castigado.

"Actualmente se encuentra detenido un traficante de migrantes nacionales cumpliendo un castigo de 6 meses después de la advertencia que se le hizo."

El Campo

Esta cuestión ha sido parte fundamental de la lucha zapatista. Existían grandes latifundios donde los indígenas trabajaban en condiciones muy difíciles. Para ellos la tierra es su madre, su identidad. Han brindado solidaridad, al regalar un poco del maíz que ellos producen a comunidades pobres de El Batán, Querétaro, y La Yerbabuena, Colima, en abril de este año.

No permiten que se les impongan proyectos productivos oficiales, sino que ellos discuten lo que sea más conveniente para su comunidad. Cuando ya tienen pensado muy bien el proyecto le piden ayuda a las organizaciones que solidariamente cooperan con ellos, les piden que les ayuden a diseñarlo o que lo elaboren, pero siempre les dicen cómo lo quieren, qué es lo que desean. El documento Balance de las Juntas de Buen Gobierno dice: "La siembra del fríjol, maíz y café, en muchas regiones realizada en forma colectiva, sigue siendo una de las principales actividades económicas, aunque hay conciencia del desgaste de la tierra en Los Altos, por ejemplo, por el uso de fertilizantes químicos; por ello, están aprendiendo a utilizar abonos orgánicos.
"Paralelamente, varios proyectos productivos están en marcha: cooperativas para la exportación del café, talleres de zapatería, cooperativas de artesanías, tiendas y expendios de comida, café y miel. En algunas de las Juntas se cuenta con camiones utilizados para el trasporte público y para sacar mercancía y evitar el coyotaje y el intermediarismo."

Salud

Ha habido avances gracias a los apoyos que llegan de otros países. Se proporciona atención médica y medicina gratuita hasta donde se pueda.

Se ha ido consiguiendo "que cada municipio autónomo tenga una estructura básica de salud comunitaria: promotores de salud, campañas de higiene, medicina preventiva, micro clínicas, farmacias, clínicas regionales, médicos y especialistas." Se realizan campañas de higiene, se promueve el uso de letrinas y de limpieza de la casa habitación. También se hacen campañas, aunque apenas se están generalizando, para combatir enfermedades crónicas (como la leshmaniasis o "úlcera del chiclero"), epidemias, y para detectar cáncer en la mujer".

Educación

"Se construyen escuelas en todas las comunidades, se capacitan promotores de educación (y toman cursos de actualización), se levantan centros de educación secundaria (donde sí se enseñan las raíces de México) y técnica.

En el documento Chiapas: La treceava estela, escrito por el Subcomandante Marcos, dice que "en tierras en las que no había ni escuelas, mucho menos maestros, los Consejos Autónomos (con el apoyo de las "sociedades civiles", no me cansaré de repetirlo) construyeron escuelas, capacitaron promotores de educación y, en algunos casos, hasta crearon sus propios contenidos educativos y pedagógicos. Manuales de alfabetización y libros de texto son confeccionados por los "comités de educación" y promotores, acompañados por "sociedades civiles" que saben de estos asuntos. En algunas regiones (no en todas, es cierto) ya se logró que asistan a la escuela las niñas, ancestralmente marginadas del acceso al conocimiento. Aunque se ha conseguido que las mujeres ya no sean vendidas y elijan libremente a su pareja, existe todavía en tierras zapatistas lo que las feministas llaman "discriminación de género". La llamada "ley revolucionaria de las mujeres" dista todavía buen trecho de ser cumplida."

Existen escuelas primarias en todo el territorio rebelde, pero solamente una escuela secundaría autónoma zapatista. Las asignaturas son "Humanismo, Deportes, Artística, Reflexión de la realidad, Ciencias Sociales, Ciencias Naturales, Reflexión de la lengua materna, Comunicación, Matemáticas, y Producción y servicios a la Comunidad."

Comunicación y cultura

Los MAREZ cuentan con estaciones de radio donde transmiten en los diferentes idiomas. En Radio Insurgente, "la voz de los de sin voz", se escuchan programas diversos. Con un lenguaje sencillo se promueve el respeto hacía la mujer, las lenguas y las tradiciones culturales.
Promueven cooperativas entre las mujeres. Han construido tiendas comunitarias de abarrotes, donde comercializan sus productos.

Desplazados, alimentación, vivienda…

Existen políticas para la alimentación y vivienda, problemas que han sido los más urgentes, sobre todo para los desplazados de sus comunidades.

Estas son algunas de las experiencias escritas por las propias Juntas de Buen Gobierno:
"Hemos aprendido a través del trabajo, resolviendo problemas, al principio se organizan como ellos quieren ahora ya juntos los municipios hemos aprendido a trabajar equitativamente, también hemos aprendido a platicar con otras gentes que no son de nuestra organización. Ya sabemos que no son nuestros enemigos, lo que pasa están engañados pero vemos que poco a poco van entendiendo y se van acercando con nosotros…"

"Valoramos que políticamente tenemos ventajas, hemos aprendido a hacer el trabajo a través del sacrifico. Ha cambio que antes, hemos tenido errores pero así vamos aprendiendo poco a poco…"

"Las ventajas que vemos: todos fuimos gobierno, no tuvimos algún líder, fue un gobierno colectivo, así entre todos nos enseñamos lo que cada uno sabe, hay una distribución equitativa en los proyectos, llegaron organizaciones sociales que cuando no se solucionan sus problemas vienen a nuestra oficina…"

"Dentro de la junta del buen gobierno, no necesitamos traductor estamos de diferentes lenguas, así puede llegar cualquier persona sea tzeltal, tzotzil, tojolabal y castellanos podemos entendernos con nuestra propia lengua…".

[anterior] [siguiente]